Sobre Nosotros

Nuestra Historia

RIBA-VIDAL Abogados nace en 1991 con vocación de asistencia legal a empresarios, consejeros y directivos en el ámbito de los negocios.

El nuevo proyecto de creación de nuestra firma tuvo como elemento central la especialización en el área de litigación. Desde entonces, RIBA-VIDAL Abogados ha seguido un crecimiento constante en todas las áreas del asesoramiento legal, pero teniendo siempre como key bussiness el litigio, el pleito en todos los órdenes jurisdiccionales.

A día de hoy, nuestro equipo está compuesto por 25 abogados, repartidos entre las oficinas de Madrid y Barcelona, gran parte de los cuales ha desarrollado íntegramente su carrera profesional en el despacho, pero siempre ligados a la docencia y a la formación

El perfil de la firma

Nuestro bufete se caracteriza por desarrollar nuestros servicios sobre la base de los siguientes principios:

Profesionalidad | “Trabajar más también significa trabajar mejor”

Nuestros profesionales, en permanente formación y auténticos especialistas en sus disciplinas, a menudo trabajan en diferentes áreas a fin de lograr una visión más completa y global de las cuestiones que pueda plantear el cliente.

Independencia | “Sólo nos debemos al cliente”

Nuestras decisiones se basan siempre en nuestro propio criterio. No pertenecemos a ninguna estructura de ámbito nacional o internacional que pueda condicionar nuestra actuación.

Proximidad | “Tratamos al cliente como un amigo”

Basamos nuestra relación en la confianza y en la vinculación personal con nuestros clientes.

Colaboración | “Quien cree saberlo todo, no sabe nada”

La exigencia de profesionalidad nos lleva, a menudo, a colaborar con especialistas externos que nos ayudan a formar la opinión más acertada.

Trabajo en equipo | “La unión hace la fuerza”

Trabajar en equipo enriquece el proceso y potencia los resultados.

Respeto | “El respeto es la base del entendimiento”

El respeto a la parte contraria es una máxima de todos nuestros profesionales.

Innovación | “Sólo la creatividad nos aleja de la mediocridad”

Asesorar es, sin duda, innovar. Sobre la base de la experiencia se construye la solución de futuro.

Confidencialidad | “Nuestros clientes no conocen a nuestros clientes”

Es un principio básico de nuestra actuación: la información sobre nuestros clientes no cruza jamás las puertas de nuestro despacho.

Rapidez | “Nuestro cliente es el único dueño de su tiempo”

En el mundo en que vivimos, una respuesta que no es rápida no es la mejor respuesta.

Pragmatismo | “Primero vivir, después filosofar”

La mejor solución es la que se pueda ejecutar a satisfacción.

Búsqueda de la justicia | ¿Existe algo más?

Ir arriba